Me acusan de golpear a alguien en una pelea ¿Qué hago?

¿Te acusan de golpear o agredir físicamente a alguien durante una pelea y no sabes qué hacer? Aquí te explico lo que deberías hacer si te han denunciado por golpear o agredir físicamente a alguien en España en el trascurso de una pelea.

Abogado especialista en lesiones

Llama para consultar tu caso

LA PRIMERA CONSULTA ES GRATUITA

☏ 916 64 64 38

Acusado de agredir físicamente a alguien durante una pelea

¿Es delito golpear o agredir físicamente a otra persona?

Golpear o agredir físicamente a otra persona puede constituir un delito en España.

En el Código Penal existen diferentes tipos de delitos relacionados con lesiones por agresiones físicas, que van desde delitos leves hasta delitos graves:

  • Lesiones leves: Se castiga a quien cause a otra persona una lesión que requiera una primera asistencia médica o que no requiera tratamiento médico alguno para su curación. Este delito se considera un delito leve y puede conllevar multas económicas.
  • Lesiones graves: Si las lesiones causadas a otra persona son más graves, como fracturas, heridas que requieran cirugía o daños permanentes en la salud, el agresor podría enfrentarse a cargos por un delito más grave de lesiones, que puede conllevar penas de prisión.
  • Lesiones menos graves: Si las lesiones causadas ponen en peligro la vida de la persona agredida, ocasionan una enfermedad o una incapacidad permanente, el delito puede ser considerado como lesiones menos graves, lo que implica penas de prisión más severas.
  • Lesiones agravadas: Se considera lesiones agravadas cuando se dan circunstancias específicas, como que la víctima sea menor de edad, se trate de un caso de violencia de género, el agresor tenga una relación especial con la víctima (por ejemplo, ascendiente, cónyuge, ex cónyuge, pareja sentimental, etc.), entre otras circunstancias que agravan la gravedad del delito.

Me acusan de golpear a otra persona en una pelea ¿Qué hago?

Si te acusan de golpear o agredir físicamente a otra persona durante una pelea, te recomiendo lo siguiente:

  • Mantén la calma: Es natural sentirse preocupado cuando te acusan de un delito, pero es importante mantener la calma y no actuar impulsivamente.
  • Busca asesoramiento legal: Lo primero que deberías hacer es buscar asesoramiento legal. No acudas a cualquier abogado, contacta con un abogado que esté especializado en lesiones.
  • No hagas declaraciones sin consultar a tu abogado: No hagas declaraciones a la policía o a los medios de comunicación sin consultar primero con tu abogado. Cualquier declaración que hagas podría ser utilizada en tu contra, por lo que es mejor dejar que tu abogado haga las declaraciones y se comunique con las autoridades.
  • Coopera con las autoridades: Si la policía o la Guardia Civil te contactan para interrogarte sobre la acusación, coopera con ellos. No trates de evadir la situación o de ocultarte, ya que esto podría empeorar tu situación legal.
  • No admitas la culpabilidad sin asesoramiento legal: Es importante que no admitas la culpabilidad sin antes haber consultado con tu abogado. Cualquier declaración que hagas podría ser utilizada en tu contra durante el proceso legal.
  • Reúne evidencia: Si tienes pruebas que demuestren tu inocencia, como testigos presenciales, grabaciones de video, mensajes de texto u otros documentos relevantes, recógelos y entrégaselos a tu abogado para que los utilice en tu defensa.
  • Atiende a las citaciones judiciales: Si recibes una citación para comparecer ante un juez o tribunal, asegúrate de asistir puntualmente. No acudir a una citación judicial puede tener consecuencias negativas para tu caso.
  • Considera la posibilidad de llegar a un acuerdo: En algunos casos, puede ser beneficioso llegar a un acuerdo con la otra parte para resolver el asunto fuera de los tribunales. Tu abogado puede ayudarte a evaluar esta opción y negociar los términos del acuerdo en tu nombre.

Estrategias de defensa

Aquí tienes algunas estrategias que un abogado penalista podría considerar como defensa legal en un caso de agresión física durante una pelea:

  • Negación de los hechos: Si niegas haber cometido la agresión, tu abogado puede recopilar pruebas que respalden tu versión de los hechos, como testimonios de testigos presenciales, registros de cámaras de seguridad u otras evidencias que demuestren tu inocencia.
  • Legítima defensa: Si alegas haber actuado en legítima defensa, tu abogado puede argumentar que tu acción fue necesaria para protegerte a ti mismo o a otra persona de un peligro inminente. Para que la legítima defensa sea válida, debe haber una proporcionalidad entre la amenaza percibida y la respuesta utilizada.
  • Consentimiento mutuo: Si puedes demostrar que la otra persona participó voluntariamente en la pelea y consintió en la actividad física, tu abogado puede argumentar que no hubo agresión física. Sin embargo, debes tener en cuenta que el consentimiento no siempre es una defensa válida en casos de lesiones graves.
  • Provocación: Si puedes demostrar que fuiste provocado de manera suficiente por la otra parte antes de la pelea, tu abogado puede argumentar que actuaste bajo la influencia de la provocación y que tus acciones fueron una respuesta comprensible a la situación.
  • Atenuantes y circunstancias especiales: Tu abogado puede presentar evidencia sobre tu carácter, antecedentes, estado emocional o cualquier otra circunstancia que pueda influir en la percepción del juez sobre tu conducta.
  • Acuerdo extrajudicial o mediación: En algunos casos, puede ser la mejor opción llegar a un acuerdo extrajudicial con la otra parte para resolver el conflicto y evitar un juicio.